Cova dos Mouros

OTRAS ACTIVIDADES

VISITA A LA COVA DOS MOUROS

En julio de 2017, varios senderistas alertan al SEPRONA y a la Dirección Xeral de Patrimonio Cultural de la Xunta de Galicia de la existencia de posibles pinturas prehistóricas en el interior de una pequeña cavidad denominada “Cova dos Mouros”, localizada en el ayuntamiento de Baleira. La inspección –a instancias de la Xunta de Galicia– de dichas pinturas permitió confirrmar que se trataba de expresiones pictóricas, presumiblemente de cronología postpaleolítica y con una enorme relevancia patrimonial, pues suponían –por aquel entonces– el primer y único ejemplo de pinturas correspondientes a la Prehistoria Reciente documentadas en territorio gallego más allá del arte megalítico.

Cova dos Mouros se ubica en la aldea de Santiago de A Fontaneira (Baleira, Lugo), a unos 870 metros de altitud, en plenas estribaciones occidentales de la Serra da Lastra y al Este de las Sierras de O Pozo y O Miradoiro. La cavidad en la que se encuentra el yacimiento es un pequeño abrigo de aproximadamente 21,5 metros de profundidad, con su entrada y eje longitudinal orientados en dirección Nornoroeste, esto le permite situarse al resguardo de los vientos del Sur, especialmente virulentos en los meses de otoño e invierno.

El interior de Cova dos Mouros tiene una ligera forma de embudo, con una anchura de 6,60 y una altura de 3,15 metros en la zona de entrada que van disminuyendo paulatinamente según nos adentramos en el interior del abrigo.

Las paredes y techo de la cavidad están conformadas por cuarcita con unas tonalidades que varían desde el gris claro hasta el negro o el rojo, en aquellos puntos donde la presencia de óxidos se hace más patente. Esta roca se ve intercalada por numerosos filones de cuarzo, generalmente de dimensiones centimétricas. La pizarra también está presente en el yacimiento, aflorando –junto a la cuarcita– en el nivel de base.

Techo y paredes presentan un estado de conservación variable, comparativamente, las paredes presentan una menor degradación que el techo. La pared Este, en la que se localizan las pinturas, se encuentra relativamente bien conservada, aunque ciertos sectores muestran importantes desconchados que pueden haber causado la desaparición de parte de las grafías. La pared Oeste, menos expuesta a la luz solar, está peor preservada, hallándose buena parte de su superficie cubierta de liquen y musgo.

cova-dos-mouros-1
cova-dos-mouros-2
cova-dos-mouros-3jpg

ARTE RUPESTRE

LAS PINTURAS

Los restos pictóricos identificados hasta el momento se distribuyen en la pared Este del abrigo, entre los pequeños paneles subverticales que genera la compleja geología cuarcítica. Esa distribución parece ser preferentemente exterior y alcanza buena parte de la altura de la pared, desde la parte superior hasta niveles bastante bajos (en torno a 1m desde el suelo actual, o 1,5 desde el suelo natural original).

El único color identificado hasta ahora como pintura prehistórica es el rojo. Esta gama se presenta con razonable homogeneidad colorimétrica, que parece coincidir con composiciones de pigmentos habituales para pintura prehistórica (hematites). Con todo, en zonas puntuales se observan tonos diferentes que pueden corresponder a varios momentos de pintado. La técnica pictórica parece ser la mera aplicación (por el grosor de los trazos, quizá con los dedos) del pigmento –previamente aglutinado– directamente sobre el soporte pétreo. En ocasiones, parece que dicha aplicación se realiza por tamponado e incluso se pueden apreciar detalles ejecutados con pincel.

Se han identificado provisionalmente once paneles con pintura prehistórica. En todos ellos existe un evidente dominio de las grafías de forma semicircular (a veces trazos angulares), generalmente apiladas en horizontal aunque aparentan llegar a conformar incluso ondulados verticales. Algunas imágenes parecen definir motivos antropomorfos o incluso idoliformes, mientras que en otros –por desgracia– resulta todavía muy difícil reconocer temáticas específicas.

En el siguiente enlace hay un artículo muy detallado sobre la Cova y la excavación arqueológica en ella realizada:

Intervención arqueológica en el abrigo de Cova dos Mouros (Baleira, Lugo). Un primer ejemplo de pintura esquemática en Galicia